26 de febrero de 2014

ESTRENOS DE HOY (27/02/14)

CÓDIGO SOMBRA: JACK RYAN (2014)
Dirección: Kenneth Branah
Clasificación: Apta a Mayores de 15 Años.
Duración: 1hr 45m
Género: Acción/Thriller
Elenco: Chris Pine, Keira Knightley, Kevin Costner y Kenneth Branagh.

Cines: Movie Montevideo – Movie Portones – Movie Nuevocentro – Grupocine Punta Carretas – Grupocine Torrede los Profesionales – Grupocine Rivera – Life Punta Shopping

NON-STOP: SIN ESCALAS (2014)
Dirección: Jaum Collet-Serra
Clasificación: Apta a Mayores de 12 Años.
Duración: 1hr 46m
Género: Acción/Thriller
Elenco: Liam Neeson, Julianne Moore, Corey Stoll y Scoot McNairy.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Movie Portones – Movie Punta Carretas – Movie Nuevocentro – Grupocine Ejido – Life Costa Urbana – Life Punta Shopping

TINKER BELL: HADAS Y PIRATAS (2014)
Dirección: Peggy Holmes
Clasificación: Apta para Todo Público.
Duración: 1hr 18m
Género: Animación

Cines: Movie Montevideo Shopping (3D) – Movie Portones (3D) – Movie Punta Carretas (3D) – Movie Nuevocentro (3D) – Grupocine Ejido (3D) – Grupocine Punta Carretas (3D) – Grupocine Rivera (3D) – Life Costa Urbana (3D) – Life Punta Shopping (3D)

UNA SEGUNDA OPORTUNIDAD (2013) – PRE ESTRENO
Dirección: Nicole Holofcener
Clasificación: Apta para Todo Público.
Duración: 1h 33m
Género: Romance/Comedia
Elenco: James Gandolfini, Julia Louis Dreyfus, Toni Collette y Catherine Keener.

Cines: Life Punta Shopping

20 de febrero de 2014

CRÍTICA | AGOSTO (2013)

Julia Roberts, Meryl Streep y Julianne Nicholson en Agosto
Tristeza, ira, secretos. Esto define a la familia Weston, y en gran parte a “August: Osage County” al regalarnos dosis de este suero el 90% de las veces. No me malinterpreten, hay mucho interés en este realista y perturbador set de personas, entre las que sus peleas son casi tan grandes como sus misterios. Quizá nos enfrentemos ante ciertas dolorosas discusiones, pero saber que son disfrutables de cierta manera es lo que hace de este aislado drama algo valioso.

Basada en la obra teatral de Tracy Letts, la autora preparo un guion específico para presentar su obra maestra en la pantalla grande. De ese modo, aun obtenemos un drama incomunicado donde la familia Weston reúne a todos sus miembros tras la desaparición de un integrante clave. Llena de sufrimiento y vínculos rotos, esta reunión es una catástrofe al borde de la demencia, donde todo invitado espera su turno para pertenecer a una bronca, una queja o un llanto, y el momento les llega a todos…

Antes de analizar el guion que propone Letts para su adaptación, olvidemos las confusiones y llamemos a la cinta por lo que es: un juego de reparto. No hay “Agosto” sin la claridad de sus intérpretes, capaces de escupir sus diálogos con auténtica familiaridad entre ellos. La encargada, sin embargo, de guiar esas broncas, es la ya tramposa Meryl Streep como Violet. ¿Por qué tramposa? Bueno, digamos que competir con su calidad como actriz es irrelevante a este punto volviendo a comandar la pantalla en un producto donde cada parte del elenco gana sus momentos. Streep aun aplasta al resto.

Violet es el ojo de la tormenta para los Weston atormentada por cáncer de boca. Su adicción a los medicamentos pone a su casa patas arriba cuando la familia entra en escena. Sus tres hijas luchan con el huracán de emociones que les causa, y aun tiene suficiente energía para sembrar el conflicto entre el resto de sus invitados. Así nos adentramos en este ejemplo de familia en trizas, donde intentar juntar las piezas no es la mejor idea.

Las tres hijas de Violet cargan con el dolor de ver a su madre en estado delicado y aun aguantar sus indiferencias y comentarios penosos. A su vez, no cabe duda de que cada una de ellas lidia con ciertos problemas personales, reflejados en una infancia posiblemente tan dolorosa como su madurez. Entre Juliette Lewis, Julianne Nicholson y Julia Roberts, Roberts gana el segundo protagonismo teniendo que hacerle frente a Streep en broncas realmente fuertes y esencialmente humorísticas, a cierto grado.

Los dos aspectos que resaltan en el guion de Letts es el saber que intenta darle un par de matices extra a su reunión, donde no parece limitarse a seguir su obra parte por parte; al adherir algunas escenas fuera de la residencia Weston. Una en particular nos da una perfecta imagen de cómo estas personas se ven atadas a su familia y a su hogar, algo que dudo que pudiera interpretarse desde un escenario. A su vez, no creo que el mismo contuviera la cantidad de humor negro que esta adaptación comunica, lo que acaba estableciendo razones como para transportar este episodio al cine.

Para ser francos, los conflictos enseñados son demasiado dramáticos como para sobrevivir a cada una de sus discusiones. Sin humor, este producto seria de poco aguantar. Pero el mismo hace que experimentar la trágica realidad de esta familia rota sea algo dramáticamente disfrutable, si algo como eso existe. Admitiendo que la desgracia y el engaño de cada uno, se hacían más entretenidos con cada conversación, al punto en que un solo almuerzo podría ser el único momento que esta cinta necesitara.

Aun faltando una hora, la escena que reúne a todos los personajes en una misma mesa es la que se lleva los aplausos, al mantener conversaciones demasiado afiladas como para permitirse perder parte del dialogo. Esta secuencia de más de 20 minutos es el simple resumen de lo que “Agosto” tiene para ofrecer entre los miembros del reparto masticándose el uno al otro hasta agotar la paciencia del espectador y de las personas sentadas en cada silla. Por suerte, la comedia es capaz de amenizarnos esta experiencia devastadora. Si bien el dividirse y el destacar actuaciones, será el mayor efecto que esta trágica reunión evoque.

ESTRENOS DE HOY (20/02/14)

LAS AVENTURAS DE PEABODY Y SHERMAN (2014)
Dirección: Rob Minkoff
Clasificación: Apta para Todo Público.
Duración: 1hr 32m
Género: Animación

Cines: Movie Montevideo – Movie Portones – Movie Nuevocentro – Grupocine Ejido – Grupocine Rivera – Life Punta Carretas – Life Punta Shopping
NEBRASKA (2013)
Dirección: Alexander Payne
Clasificación: Sin Calificar
Duración: 1hr 55m
Género: Comedia/Drama
Elenco: Bruce Dern, Will Forte, June Squibb y Bob Odenkirk.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Movie Punta Carretas – Life Alfabeta – Life Punta Shopping
EL QUINTO PODER (2013)
Dirección: Bill Condon
Clasificación: Apta a Mayores de 12 Años.
Duración: 2hr 04 min
Género: Drama/Comedia
Elenco: Benedict Cumberbatch, Daniel Brühl, Anthony Mackie y Stanley Tucci.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Movie Portoness – Life Punta Shopping
KON-TIKI: UN VIAJE FANTASTICO (2012)
Dirección: Joachim Ronning y Espen Sandberg
Clasificación: Sin Calificar
Duración: 1h 58m
Género: Aventura/Drama
Elenco: Pal Sverre Hagen, Anders Baasmo Christiansen, Tobias Santelmann y Odd Magnus Williamson.

Cines: Life Alfabeta – Casablanca

19 de febrero de 2014

“Guardianes de la Galaxia” presenta el futuro del Universo Marvel con su primer trailer.

Con ansias de encontrar más frescura, Marvel pretende apostar por algo diferente en su, ya de por sí, fresco universo. Dicho eso, su franquicia de superhéroes empieza a perder el brillo con el que nació, y tras “The Avengers” ya va siendo hora de ver el próximo giro en su apuesta.

Ese giro llega en la forma de “Guardians of the Galaxy”. Una adaptación de un comic poco convencional, el cual olvida a los superhéroes y nos entrega caza recompensas del espacio y un set de personajes curiosamente atractivos. Un humano (Chris Pratt), un destructor (Dave Bautista), un árbol (Vin Diesel), una alienígena (Zoe Saldana), y un mapache (Bradley Cooper) unen fuerzas para salvar la galaxia, y al final del día eso es todo lo que necesito saber, pero este primer avance nos promete aún más.

Claramente, James Gunn, quien dirige la cinta, va por una comedia de acción con el tono tonto que esta historia necesita si pretende hacernos creer en este grupo de individuos. Sabia decisión al toparnos con 2 minutos y medio de entretenimiento en potencia y algo que inyecta más vida en las franquicias de Marvel. Estoy muy interesado en ver el resultado.

“Guardianes de la Galaxia” llegara a nuestro país este 31 de Julio. Pueden ver el trailer subtitulado a continuación y unas cuantas imágenes después del salto.



13 de febrero de 2014

CRÍTICA | DALLAS BUYERS CLUB: EL CLUB DE LOS DESAHUCIADOS (2013)

Matthew McConaughey en Dallas Buyers Club
Si bien oirán todo acerca del increíble giro que Matthew McConaughey le dio a su cuerpo y a su carrera durante el último par de años, hay algo más importante que la pérdida de peso de este talentoso actor. Sin aparcarnos en su nominación al Oscar, aquello por lo que hizo ese esfuerzo valió infinitamente la pena, formando parte de “Dallas Buyers Club”, una memorable historia humana de inquebrantable espíritu y abrumadora realidad. Impulsada no solo por esa excelente interpretación, sino por una personalidad muy particular y delicada de poner en pantalla.

Conozcan a Ron Woodroof. Arriesgado, adicto, homófobo, Ron ha llevado su vida al límite, y como consecuencia, es diagnosticado con HIV Positivo. Según le informan, 30 días es todo lo que le queda, pero tal y como es él, no solo no cree en algo que pueda acabar con su existencia en un mes, sino que descarta la posibilidad de cargar con HIV, el cual inmediatamente asocia con la homosexualidad. Lamentablemente para él, a medida que los días corren, no tiene otra opción que aceptar su realidad, dejando bien claro una cosa, Ron Woodroof nunca dejaría este planeta sin pelear.

Corriendo durante 1985, en el amanecer del HIV y el SIDA, el encontrar un tratamiento correcto para ambos aún era una labor por concluir. Ciertamente siendo el hombre más osado para percatarse de esto, Ron olvida la medicina aprobada en Estados Unidos, y comienza a buscar una segunda opinión y otra salida. Pasando de ser un vaquero más a un traficante de medicamentos, Ron logra superar sus expectativas de vida y pretende sacarle provecho a su situación. Creando una red de compradores con síntomas similares, Ron diseña el negocio ideal y, aunque le cueste admitirlo, una forma de ayudar a quienes alguna vez empujo.

Con todas sus cualidades, no puedo esquivar el hecho de que McConaughey carga con un fuerte porcentaje de responsabilidad en este relato. Por más que la pérdida de peso llame la atención de muchos, su compleja personificación de Woodroof es fascinante más allá de ese factor. Es cierto, parte de su trabajo es físico, pero trata de carácter y esfuerzo mental, al verlo pasar por facetas en las que el actor es irreconocible gracias a su talento y no solo a su apariencia. Escena tras escena, McConaughey carga tranquilamente con el peso del film llegando a un punto a mitad de camino donde su transformación es tan efectiva que es difícil verlo sufrir y no caer en pena, incluso con lo desagradable que este personaje pueda llegar a ser.

“Dallas Buyers Club” aún es un film más importante que sus interpretaciones, sabiendo balacear lo que es una película de reparto y lo que es una historia real tratada con respeto e interés. Pudiendo caer en el solo trabajo de su elenco, Jean-Marc Vallée no nos defrauda en darnos algo con lo que acompañarlo, dejándole una importancia mayor a esta lucha. Sin olvidar los horrores de la enfermedad que desata, la película no siente la necesidad de golpearnos con el dolor de sus síntomas y prefiere reflejarse en las caras de quienes los poseen. Encontrando ese mismo dolor, pero también esa fuerza para no darse por vencido. Aspectos que no solo se ven en la cara de McConaughey, sino que pasan por el competente talento de Jennifer Garner y la magistral personificación de Jared Leto como Rayon, un transexual quien también posee el virus y ayuda a Ron en su negocio.

La edición es otro de sus fuertes, creando momentos en que la cinta se vuelve tanto ágil como rítmica, haciendo que unos fuertes 120 minutos se mueven con astucia y no solo desesperación. Esto también se vuelve acreditable al inteligente guion de Craig Borten y Melisa Wallack, quienes saben cómo inyectar una pizca de humor negro para evitar el rasposo pozo de tristeza que el film describe. Así conseguimos que Vallée decida impregnarnos con las sorpresas positivas que nos dan las personas, una vez que los créditos recorren la pantalla, entendiéndolo como una sabia elección al saber que no teme enseñarnos ambas posibilidades de esos asombros previos a este momento.

Cuando un actor cambia su cuerpo drásticamente no es para demostrar lo que puede hacer por un papel que lo amerite, sino la importancia que éste tiene para el mismo. McConaughey pone todo sobre la mesa con tal de encarnar a Woodroof, al tener claro que incluso con los caminos erróneos que tomo, su persona aun tendría un propósito más detrás de esa indiferencia y malos comportamientos. Al final de estos duros días, la curiosidad y el poder del hombre vuelven a tomar control de este cine de 2013. No debemos descartar ningún alma. Ésta aún podría luchar, aún podría significar algo, aun podría sorprendernos.

12 de febrero de 2014

ESTRENOS DE HOY (13/02/14)

ROBOCOP (2014)
Dirección: José Padilha
Clasificación: Apta a Mayores de 12 Años.
Duración: 1hr 48m
Género: Ciencia Ficcion/Acción
Elenco: Joel Kinnaman, Gary Oldman, Samuel L. Jackson, Michael Keaton y Abbie Cornish.

Cines: Movie Montevideo – Movie Portones – Movie Punta Carretas – Movie Nuevocentro – Grupocine Ejido – Grupocine Torre de los Profesionales – Life Costa Urbana – Life Punta Shopping

UN CUENTO DE INVIERNO (2014)
Dirección: Akiva Goldsman
Clasificación: Apta para Todo Público
Duración: 1hr 58m
Género: Romance/Fantasía
Elenco: Colin Farrell, Jennifer Connelly, Jessica Brown Findlay, William Hurt y Russell Crowe.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Movie Nuevocentro – Grupocine Torre de los Profesionales – Grupocine Punta Carretas – Grupocine Rivera – Life Punta Shopping

AGOSTO (2013)
Dirección: John Wells
Clasificación: Apta a Mayores de 15 Años.
Duración: 2hr
Género: Drama/Comedia
Elenco: Meryl Streep, Julia Roberts, Ewan McGregor, Chris Cooper y Benedict Cumberbatch.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Grupocine Torre de los Profesionales – Life Alfabeta – Life Punta Carretas – Life Punta Shopping

11 de febrero de 2014

CRÍTICA | LA LEYENDA DE HÉRCULES (2014)

Kellan Lutz en La Leyenda de Hércules
Me encantaría conocer qué tipo de secretos guarda el rodaje de la épica más reciente de Hollywood, “La Leyenda de Hércules”. Porque no hay incógnita en lo que va de este 2014 que se acerque a la de los 70 millones invertidos en este cine barato de televisión, que nunca muestra ni la más mínima pizca de interés. Estoy hablando de un film diseñado con ninguna inspiración, digna de pertenecer a los estantes de un videoclub, y que de nacer en dichos pasillos, sería capaz de perdonarla. Pero este vago producto se apodera de pantallas mundiales y pretende pasar desapercibido como clon de otras producciones superiores, teniendo la audacia de exponer su desinterés en pantalla.

Esta es la leyenda Hércules. ¿Cuál? Bueno, claramente hay bastantes hasta la fecha, y la cinta no pretende ser menos comenzando con su exposición de 10 minutos. Amphitryon (Scott Adkins), rey de Tiryns, conquista uno de sus reinos vecinos, quedándose con todo incluyendo la posesión de su esposa Alcmene (Roxanne McKee), quien no aguanta su presencia. En busca de una salida, la diosa Hera le encomienda una misión a Alcmene, cargar con el hijo de Zeus. Luego de presenciar una de las escenas sexuales más humorísticas, ella da a luz a Hércules bajo el nombre de Alcides. Amphitryon lo da de lado y durante una par de décadas Hércules (Kellan Lutz) vive bajo la sombra del rey y su hermanastro Iphicles (Liam Garrigan), relación que alcanza el fin cuando Amphitryon lo destierra junto a un ejército de camino a Egipto. Una vez ahí, Alcides (Como lo llaman la mayor parte del film) debe encontrar la forma de regresar a su hogar, salvar a su amada de las garras de su hermanastro, y detener el sinfín de maldades que Amphitryon tiene entre manos.

Una vez deslumbrados por su secuencia engañosa en la que vemos un 3D efectivo y buenos momentos visuales, “Hércules” se mete en el infierno cinemático al demostrar en su solo prologo todos los problemas que la acompañaran por los siguientes 90 minutos. Villanos sobreactuados, paisajes digitales, diseños obvios y el triste encanto de repetir incontables veces el slow-motion por el que “300” gano sus fama al introducirlo, y usarlo considerablemente menos.

En sí, la cinta toma prestadas ciertos tonos y parecidos de otros lugares abrazando la mencionada cinta de Zack Snyder y “Gladiador” como inspiraciones. Obviamente, no puedo pedir nada del cine de Ridley Scott con ésta pero cualquier esfuerzo dramático, y los hay, es pobre en todo sentido, desplegando un número inaceptable de sobreactuaciones, diálogos obvios y escenas en las que la tensión dramática significa gritar hasta escupir un pulmón.

Si nos atrevemos a analizar sus efectos visuales, diseño, vestuario y locaciones, uno no podría reprochárselos a una cinta que no tiene el presupuesto para proporcionar muchos de ellos. Pero, “La Leyenda de Hércules” no tiene excusa alguna al cargar con un presupuesto bastante más inflado que el de otras que se ven considerablemente mejor. La mayor parte del tiempo los sets son intercambiados por notables pantallas verdes y ver que una historia como esta enseñe un vestuario tan burdo y simple acaba rompiendo cualquier ilusión en pantalla. No es pedir demasiado, es solo un capricho que este cine necesita y que ha cumplido desde su mítico inicio. Un par de sábanas blancas y algunas armaduras básicas no son suficientes.

Afortunadamente, tras sufrir 30 minutos realmente infames, las cosas mejoran ya que no pueden empeorar. Introduciendo diversas escenas de acción para hacer las cosas más llevaderas, puedo admitir que hay peleas bien orquestadas, si bien son desperdiciadas por repetir el mismo truco: Acelerar, slow-motion, acelerar, slow-motion, y así, una y otra vez. Dicho eso, las batallas son lo más soportable en este melodrama griego, además de aquella persona que no merece estar ahí.

Como segundo al personaje de Hércules, Liam Mclntyre es Sotoris, un compañero de viaje para el protagonista. El pobre Mclntyre hace todo lo posible para hacer que los diálogos funcionen, su personaje es apoyarle y de alguna milagrosa manera, te molestaría verlo morir. El asunto se vuelve más triste con cada una de sus escenas al verlo, bueno, esforzándose. ¿Un polo opuesto a señalar? Bien, hay que ser justos, y Liam Garrigan encarna a la copia más gastada del Loki de Tom Hiddleston, como el hermanastro de Hércules. Su maldad es simple, mirar a la cámara siniestramente entre el llanto y el enojo, y es el que grita más, por lo que eso explica el resto…

Quizá invirtió su dinero en esa pobre conversión 3D o en colorear sus pantallas verdes con otros colores, pero “La Leyenda de Hércules” aún se acorrala con la mediocridad delante. Todo se ve más artificial de lo normal, las secuencias cómicas abundan y salvo por un par de combates ruidosos, es difícil esquivar el sueño. Merece morir en los coliseos que enseña, y por una vez, no me molestaría verla sangrar con el slow-motion que tanto disfruta.

10 de febrero de 2014

CRÍTICA | LA GRAN AVENTURA LEGO (2014)

Abordar una narrativa acerca de un producto para mejorar sus ventas es bastante patético, por no decir posiblemente catastrófico. Desde ahí, ser capaz de idear algo similar a un entretenimiento distractor de esta publicidad de 90 minutos seria milagroso. Una cosa es segura entonces, “The Lego Movie” no es ningún milagro, es una completa demostración de talento. Ese talento le pertenece a Phil Lord y Chris Miller, quienes toman toda pieza imaginable entre esos pequeños ladrillos y construyen la publicidad más efectiva de todas: Una que no lo es.

Sin mencionar la palabra clave en ese título ni una sola vez, si mal no lo recuerdo, saltamos al mundo Lego desde el mismo símbolo de Warner Bros. Mientras ajustamos nuestra vista a la maravillosa animación de estas piezas de plástico, la agilidad cobra vida lanzándonos en el medio de su argumento. El Señor Negocios planea controlar el mundo Lego haciéndose con el poder de “El Pegamento”, un arma imparable y prohibida, cuidada por el cliché de sabio hechicero, Vitruvius. Esta suerte de guardián le explica al Señor Negocios que por más que se lleve “El Pegamento” habrá un elegido que lo detendrá, y cumplirá con todo lo que una profecía suele explicar.

Aclarada esa predicción, nos toca conocer a Emmet, un hombrecito Lego más, lleno de energía, carisma y con el curioso destino de convertirse en el “elegido”. Nada lo distingue y nada lo detendrá a medida que descubre a un sinfín de personajes y secretos del mundo de plástico que habita. Por no mencionar además ciertos giros sobre las narraciones con profecías y la mera existencia de esta película. Se asegura de que no vuelvas a ver una pieza Lego de la misma forma.

“La Gran Aventura Lego” es una cinta animada de pronósticos fáciles acerca de su composición narrativa. Hemos visto este tipo de argumento antes, sabemos cómo culmina y son sus personajes y humor los que lo hacen disfrutable. Estos son sus dos primeros actos, antes de introducir el momento clave. Hablo de un final envidiable que no debe ser revelado pero si mencionado, al reconstruir el film desde cero, y cambiando algo solo humorístico y entretenido por algo con verdadero valor. No solo se trata de ingenio, que también, me refiero al uso de un mensaje poco común y de gran significado, importante para los niños que verán esta cinta y completamente melancólico para cualquier adulto en la audiencia.

¿Qué si se puede analizar sin arruinar esta experiencia? Bueno, es fácil de definir. Este es el cine animado más ágil, humorístico y cargado de Hollywood donde en todo momento hay cosas para deleitar la vista y en donde las risas son servidas de la mano de comedias muy distintas. Phil Lord y Chris Miller conocen de humor y animación, con “21 Jump Street” y “Lluvia de Hamburguesas” en su repertorio, y es sencillo ver un poco de ambas acá. Claramente no podemos esperar el nivel grosero que “21” trajo consigo, pero la comedia física y el sentido de locura están ahí con cientos de personajes actuando demasiado rápido y diferente. Ese es el tipo de demencia que demuestran, ambos guionistas y directores saben actuar rápido, no solo preparando algo en cada esquina, sino que llenando cada cuadro con algo que apreciar. Ya sea un chiste tonto, pequeñas animaciones en el fondo, o el solo cameo de una propiedad reconocible, siempre hay más que suficiente en pantalla.


Toda su agilidad también es acreditable al equipo de animadores que orquesta este viaje, al probar algo muy distinto, pero acorde con su producto. A primera vista es muy fácil confundir los movimientos de estos pequeños personajes con la técnica de stop-motion entre giros rápidos pero cortados donde pareciese que nos salteáramos varios fotogramas. Sea extraño o no, el caso es que funciona al permitirse jugar infinitamente con sus efectos y con los mismos Legos. Verán, este mundo está formado por ladrillitos y nada más. Cada estructura, cada personajes, cada animal, cada efecto, todo cobra forma de cubito de plástico en algún momento u otro. Y esto solo acaba sumando a la composición de sus escenas, ya que ver humos y explosiones diseñadas con Legos se gana su encanto.

Durante el camino tenemos el placer de toparnos con todo tipo de personajes, tanto prestados de otros universos como originales de esta historia. Si hablamos de protagonistas, Emmet es demasiado carismático para estar hecho de plástico, lo que dice bastante, mientras que el resto es un tanto variado como para ser catalogado. Sí, tenemos una buena heroína, un sabio bastante extraño en su simple diseño, un astronauta, y bueno, Batman. Ese es el tipo de caleidoscopio que encontramos en algo como esto, por no mencionar los otros cientos de personajes que acaparan la pantalla con sus pequeños momentos. Es más, ni siquiera hemos confirmado los rumores de “La Liga de la Justicia” y aun podemos ver a la Mujer Maravilla, Superman y Linterna Verde haciendo de las suyas en un solo lugar. Es demasiado divertido de ver.

Como dije antes, para ser una película acerca de un producto, sí que sabe cómo venderse abrazando este curioso mundo una vez que los créditos empiezan a rellenar la pantalla, por no detenerme demasiado en la pegajosa y cómica canción que los acompaña con “Everything is Awesome” (Todo es Increíble) de Tegan & Sara y The Lonely Island, sonando por detrás. Uno deja su butaca alegre y emocionado, ya que fue capaz de ver una animación con los elementos correctos, un producto que recuerda su propósito y se divierte explicándolo.

Técnicamente, “The Lego Movie” acaba siendo una tarde en la que Phil Lord y Chris Miller deciden abrir miles de sets de Lego y empiezan a jugar con ellos. Los personajes están ahí, las posibilidades son infinitas y hay demasiado entretenimiento para unos apretados 100 minutos. Al final del día, estas pequeñas piezas tienen ese mismo propósito, enfrentarse a sus infinitas posibilidades, tener la oportunidad de crear a nuestro gusto, no perder el principal juguete de cualquier niño: la imaginación.

9 de febrero de 2014

Top 30 | Lo Más Esperado para el 2014 (10-1)

Ya estamos en Febrero, y ya he exprimido todo el jugo que deseaba del 2013. Entonces, antes de preparar mis top 10 (Lo mejor y lo peor), debo concluir mi preparación para el 2014. En este último segmento contamos con un par de cintas con delgadas chances de llegarnos, a primera vista al menos, directores favoritos y un curioso décimo puesto.

Antes de continuar, digamos que mi tardanza provoco ciertos cambios en mi lista de anticipadas al perder mucho interés en uno de mis puestos. Lógicamente, con los primeros 20 lugares establecidos ya no queda vuelta a atrás y no puedo traer cintas del medio a ocupar este lugar. Así que me toca mantener aquella cinta de menos interés con otra que comenzó a intrigarme recientemente. Un parche más que otra cosa…

Sin más que agregar, pueden ver el final de mi lista de anticipadas a continuación y repasar las otras dos partes acá.

8 de febrero de 2014

CRÍTICA | PHILOMENA (2013)

Judi Dench y Steve Coogan en Philomena

Supongo que son las emociones en la cara de Judi Dench y Steve Coogan las que venden el encanto de “Philomena”. No solo es que la historia de su protagonista sea clasificable como algo de interés humano, sino que el camino para descifrar la misma también lo es. La elegancia, el humor y la suma de un latente conflicto se prestan para calificar como tal, creando algo disfrutable y accesible para cualquiera.

Luego de ser despedido como corresponsal en la BBC, Martin Sixsmith (Coogan) se enfrenta a la búsqueda de otros horizontes dentro de rangos más amigables, tras la pista en concreto de una historia de “interés humano”. De pura casualidad, Sixmith se topa con la palabra de Philomena Lee (Dench) acerca del hijo que tuvo en su juventud. Bajo la mirada de sus tutoras católicas, Lee perdió la pista de su pequeño, y décadas más tarde, con una vida rehecha, su pasado aun la atormenta. Siendo Martin la única persona que podría asistirla, ambos comienzan la búsqueda de ese hijo perdido, haciendo que esta curiosa pareja empiece a entenderse mejor, una pista a la vez.

Con su algo inesperada nominación al Oscar, “Philomena” es la ficha agradable en ese grupo de nueve donde el elemento triste o dramático nunca eclipsa a su inspirador viaje. Junto a dos personajes muy distintos y agradables, el encanto aun yace en ver un genuino entusiasmo en todos los involucrados. Desde la gran actuación de Judi Dench al interés de Coogan, quien se ve más comprometido que nunca como co-guionista de la cinta.

Si analizamos el guion de Coogan y Jeff Pope, debe ser uno de los más inofensivos y de buen humor de la temporada. La historia de “Philomena” baraja el uso de comedia, drama y el poder de dejarnos un positivo sabor una vez que su búsqueda concluye. Esto no es decir que todo se trate de reencuentros y chistes livianos. En su centro, el film trata un tema muy delicado en el que involucra bastante al espectador. Con un grupo de monjas poniendo en adopción al hijo de nuestra protagonista, éstas son escritas casi como villanas, pero más que guardarles rencor, la cinta cuestiona el cristianismo desde este inesperado punto. Así adherimos un extra a un relato muy simple que funciona gracias a ese tipo de detalle, aprovechando las múltiples partes de lo que es, en sí, un misterio.

Recorriendo distintos escenarios, ambos protagonistas se vuelven más simpáticos con cada escena, entre ellos y con el espectador. Si bien se trata de acostumbrarnos a sus personalidades, no es coincidencia que dejemos pasar sus pequeños defectos, retratándolos como personas cotidianas de mundos muy distintos. Es un pequeño y simpático choque de personalidades, y como tal, tanto las desgracias como las sorpresas llaman su atención. Esto une la inocencia de Philomena, la notable amargura de Martin y los corazones de ambos, mientras que cada uno gana algo del otro.

Si bien vemos a Coogan muy involucrado, nadie dudaría que el film le pertenece a Judi Dench al interpretar al personaje del título. El mismo es principalmente querible y admirable, pero aún hay enormes momentos dramáticos para que Dench se apodere del papel. Ya sea su inocencia o el duelo con el que carga y la forma en que lo afronta, Philomena, personaje y película, son capaces de hacernos sonreír, soltar alguna lagrima y mirar el resto del día con una actitud más positiva. Quizá eso no rompa barreras, pero un producto feel-good como éste demuestra requerir algo más que risas y paisajes, al verla tomarse algunos minutos para enseñarnos que el mundo suele ser gris. Pero que eso no nos desilusione, ya que nosotros, aun somos capaces de iluminarnos el uno al otro.

5 de febrero de 2014

ESTRENOS DE HOY (06/02/14)

LA GRAN AVENTURA LEGO (2014)
Dirección: Phil Lord y Christopher Miller
Clasificación: Apta Para Todo Público.
Duración: 1hr 41
Género: Comedia/Animación

Cines: Movie Montevideo (3D) – Movie Portones (3D) – Movie Punta Carretas (3D) – Movie Nuevocentro (3D) – Grupocine Ejido (3D) – Grupocine Punta Carretas (3D) – Grupocine Torre de los Profesionales – Life Punta Shopping (3D)

DALLAS BUYERS CLUB: EL CLUB DE LOS DESAHUCIADOS (2013)
Dirección: Jean-Marc Vallée
Clasificación: Apta a Mayores de 15 Años.
Duración: 1hr 57m
Género: Drama
Elenco: Matthew McConaughey, Jared Leto, Jennifer Garner, Denis O’ Hare y Steve Zahn.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Movie Portones – Movie Nuevocentro – Grupocine Ejido – Grupocine Punta Carretas – Life Alfabeta – Life Punta Shopping

PHILOMENA (2013)
Dirección: Stephen Frears
Clasificación: Apta a Mayores de 9 Años.
Duración: 1hr 38m
Género: Drama
Elenco: Judi Dench, Steve Coogan, Sophie Kennedy Clark y Ruth McCabe.

Cines: Movie Montevideo – Movie Portones – Movie Punta Carretas – Movie Nuevocentro – Grupocine Ejido – Life Alfabeta – Life Punta Shopping
LA LEYENDA DE HÉRCULES (2014)
Dirección: Renny Harlin
Clasificación: Apta para Todo Público
Duración: 1h 39m
Género: Acción
Elenco: Kellan Lutz, Gaia Weiss, Scott Adkins y Liam Garrigan.

Cines: Movie Montevideo Shopping (3D) – Movie Nuevocentro (3D) – Life Punta Carretas (3D) – Life Punta Shopping (3D)
AGOSTO (2013) – PRE ESTRENO
Dirección: John Wells
Clasificación: Sin Calificar.
Duración: 2hr
Género: Drama/Comedia
Elenco: Meryl Streep, Julia Roberts, Ewan McGregor, Chris Cooper y Benedict Cumberbatch.

Cines: Movie Montevideo Shopping – Life Punta Shopping

3 de febrero de 2014

CRÍTICA | 12 AÑOS DE ESCLAVITUD (2013)

Chiwetel Ejiofor y Michael Fassbender en 12 Años de Esclavitud
Si recorremos las páginas de la historia, uno de los capítulos más oscuros siempre será la época de esclavitud en Estados Unidos. Tal es el horror, que hasta el momento nadie había podido retratar ese infierno como lo consigue Steve McQueen en “12 Años de Esclavitud”. No debemos temer, este no es un ejercicio de tortura porque no pretende hacernos sentir culpables. Es un trabajo que ilustra la verdadera pintura, que se asegura de que no olvidemos lo ocurrido y que presenciemos el poder del ser humano por sobrevivir. Con toda esa grandeza, uno aún debe ser advertido, este no es ningún recorrido fácil de aguantar.

Adaptada de las memorias de igual título, “12 Years a Slave” se centra en la lucha de Solomon Northup (Chiwetel Ejiofor), un hombre de familia, amigos y reconocidos talentos; pero ante todo lo demás, un hombre libre. Debido a un viaje de trabajo, su esposa e hijos deben dejarlo, y por algunas semanas Solomon debe afrontar cierta soledad. De pura casualidad, su talento musical con el violín le consigue una estadía corta y lucrativa en Washington. Colaborando con otros artistas, Solomon disfruta de su nueva compaña, y de una exquisita cena, cuando algo no le sienta del todo bien. A la mañana siguiente, la habitación de su hotel no es más que una celda oscura, y su libertad un par de grilletes, descendiendo cada vez más en el interminable pozo que es la vida como esclavo.

Siendo el trabajo más accesible de McQueen, el director taclea este doloroso camino con la consistencia que suele tener su cine, asegurándose de mantener la vista en su protagonista. Existen momentos en que “12 Años” podría pretender a ser una épica de horror, pero la sensatez del cineasta rodea estos acontecimientos en pequeño. El espacio y escenas sobran como para reunir unos 180 minutos, pero donde otros directores cometerían el error, esta adaptación juega demasiado bien con su tiempo. Sin sorpresa alguna, la cinta retrata esos 12 años que el titulo tantea, por más que se mueva como si solo hubieran pasado seis meses de cautiverio. Quedándonos con una línea de tiempo que no requiere de fechas a medida que avanzamos, el titulo explica esa cifra, y el contenido se muestra por sí mismo, sin la necesidad de planear cada paso. Por otro lado, el sentimiento de esos 12 años si se oprime en cada esquina, y no es coincidencia que lo carguemos con nosotros a medida que dejamos las butacas.

Es muy simple explicar todas las secuencias de esta experiencia en escasas palabras, pero hay un cine demasiado importante incrustado en “12 Años de Esclavitud” como para evitarla debido a lo que intenta transmitir y de la forma en que decide hacerlo. Con sus temas sobre supervivencia y la naturaleza de la fuerza humana fuera de la mesa, éste todavía es un inmaculado trabajo de un grupo que no quiere enseñarnos la historia desde una ventana empañada. Hablo de una excelencia cinematográfica, un trabajo que merece reconocimiento por más que sea imposible de disfrutar, desde el punto narrativo al menos. Ese dolor que refleja es absolutamente esencial, es parte de nuestra historia, y como tal, debe ser representado con igual fuerza. No hablo de violencia gratuita o morbosidad, y McQueen incluso se mueve con destreza para evitar el factor gráfico, pero no cabe duda de que este es un film donde uno querrá mirar para otro lado. ¿Por miedo a lo que vera? No, sino por el temor que conlleva experimentar este tétrico pasado.

Michael Fassbender, Lupita Nyong'o, Chiwetel Ejiofor en 12 Años de Esclavitud

Entre miles de cualidades a destacar, los desafíos de McQueen son los que hacen la diferencia, atreviéndose a cambiar las reglas y a buscar giros en sus cuadros. Comenzando por su poder, lo tradicional suele jugar simplemente con lo que vemos. Se trata de mantener la cámara apuntada a los instantes más graficos sin importar de que se trate, pero la cámara del director de fotografía, Sean Bobbitt, hace exactamente lo contrario. En momentos de tensión su cámara se mueve de lado a lado prefiriendo sugerir esa violencia. Sí, tenemos cuadros gráficos, pero la técnica de McQueen prefiere apuntar a un solo punto cuando el horror es silencioso. Este se vuelve más poderoso y casi insoportable a medida que la cámara sigue de pie. Sobre sus nervios, no verán el resultado de esos castigos más que por instantes, ya que las víctimas son el centro del dolor. Se ve en la persona, no en el cuerpo. El espíritu inquebrantable del ser humano es la base de estas escenas, la forma en que aguanta más que la carne que lo envuelve, la manera en que lucha por vivir.

La posibilidad de enfocarse en el dolor del ser humano se da gracias a un elenco inmensamente talentoso con tres protagonistas en la cima y pequeños cameos en el camino. Obviamente, los nombres de Brad Pitt, Paul Giamatti, Benedict Cumberbatch y Paul Dano llamaran la atención de cualquiera, pero ellos solo tienen suerte de estar acá, dado que el estrellato le pertenece a Chiwetel Ejiofor, Lupita Nyong’o y un endiablado y desagradable Michael Fassbender.

Ejiofor encabeza la cinta la mayor parte del tiempo y le regala a McQueen una perfecta victima con la suficiente resistencia como para intentar recuperar su libertad. Sus plegarias, su esperanza su dolor, Ejiofor le da a Solomon la importancia de este relato, empujándolo con trabajo y sudor. Quizá con mayor sufrimiento, Nyong’o consigue un resultado similar manteniendo la calma y mostrando su triste faceta una vez que las cartas ya han caído de la mesa. ¿Quién se encarga de tirarlas? Esta bastante claro, ya que Fassbender se atreve a encarnar al mismo Diablo en el dueño de una plantación de algodón. No es un villano, es la cruda realidad llevada al máximo. Cualquiera odiara a este individuo con pasión y sentirá los nervios en el cuerpo cada vez que abra la boca, y si bien debemos aplaudir a Fassbender por estas emociones, no es algo que querremos hacer durante esos 130 minutos de duración. De verdad, se necesita coraje para encarar un papel como este, pero como ha demostrado McQueen en el pasado, el mayor talento de Fassbender es no tener límites.

Entre tomas poco centradas y escenas filmadas con coraje, nada se compara al momento que fácilmente podría señalar de climax. Sobre sus minutos finales, la cinta se atreve a ir más allá con algunos cuadros que nos mantienen al borde de la butaca y a punto de soltar algunas lágrimas entre excelencia, injusticia y desagrado. Es el moño negro que rodea este trabajo, que acaba de definirlo como un brillante infierno; imposible de disfrutar y aún más difícil de negar como producto quizá magistral. En teoría, debe ser una experiencia dolorosa, pero como tal, ésta también debe ser vista. No necesariamente por la excelencia que arrastra, sino por la esencial parte de nuestra historia que representa.

Marvel empieza el 2014 con otro avance para “Capitán América y el Soldado del Invierno”.

Una vez más, Marvel es el centro de atención enseñándonos más de su primer proyecto para el año. La secuela de “Capitán América” planea un estreno para este Abril, y por primera vez en unos cuantos meses, vuelvo a mostrar interés en el universo cinemático de una de las casas principales de superhéroes.

¿Qué tiene “El Soldado de Invierno” para interesarme? Bueno, además de un prolijo y emocionante avance, este film planea bajar un poco las apuestas en cuanto a amenazas. Steve Rogers (Chris Evans) es un héroe de reconocidos poderes, pero no es un Dios, y por lo tanto, poner en frente a un poderoso terrorista en esta secuela parece lo indicado. Realmente, hasta la llegada de “The Avengers 2” o “Guardianes de la Galaxia”, preferiría evitar el cansado plan de destruir la Tierra o el Universo por completo. De verdad espero que el film pueda devolverme el interés en esta gigantesca franquicia.

“Transformers: Age of Extintion” nos da su primer vistazo.

Si, incluso con mi odio hacia las superproducciones tontas e innecesarias, admitiré que “Transformers” es una franquicia en la que puedo obviar cierta estupidez. Michael Bay es algo bruto cuando se trata del humor o el toque humano, pero cuando el asunto es acerca de robots extraterrestres aplastándose entre sí, Bay es el indicado. Así vuelve a toparse con los Autobots y los Decepticons, con el regreso de su franquicia multimillonaria, y antes de despedirse de la misma nos entrega este rediseño.

Debutando durante el Super Bowl del pasado domingo, la cinta programada para este Junio enseño estos agiles 30 segundos en los que los cambios son visibles, entre el protagonismo de Mark Wahlberg, robots rediseñados y bueno, robots dinosaurio. Eso es lo que llamo una reinvención, porque al menos los dinosaurios son nuevos.

1 de febrero de 2014

Jake Gyllenhaal conoce a su clon en el primer trailer de “Enemy” de Denis Villeneuve.

Mencione “Enemy” durante la segunda parte de mis películas más esperadas para el año. No fue difícil agregarla, pero tras ver su primer avance, está claro que podría haber escalado muchos más puestos en mi humilde lista.

Con los nombres de Denis Villeneuve (La Sospecha) y Jake Gyllenhaal ya era suficiente para captar mi atención pero este es un avance perfectamente editado que presenta suficiente misterio y rarezas como para entusiasmarme bastante más. El gancho es claramente ver a Gyllenhaal y su peculiar clon, quien se presenta como un misterio para el protagonista de la pieza; si bien de lejos se nota que habrá mucho para masticar, al toparnos con imágenes extrañas y un argumento poco definido por el momento.

No puedo esperar a darle un vistazo a la cinta, que llegara Norteamérica el próximo Marzo. Quizá tengamos el gusto de verla por nuestras pantallas, sé que hay tiempo para que aliene una fecha de estreno, al menos en la segunda parte del año o en el Festival de Cine de Montevideo.

Seth MacFarlane presenta su nueva comedia con el avance de “A Million Ways to Die in the West”.

“Ted” debió ser el perfecto éxito para Universal al ver que han vuelto a apostar por Seth MacFarlane y otra de sus comedias groseras, olvidándose del osito de peluche parlanchín y mudando el humor al viejo oeste. Según el director y guionista, en los westerns todo es peligroso, y tal como explica su título, hay millones de maneras de morir en el oeste, como se demuestra a continuación, al volverse el foco principal de esta comedia.

No voy a mentir, este primer avance no es algo del todo convincente, vendiendo un humor algo inconsistente, pasando de grafico a grosero rápidamente. Pero MacFarlane trabaja así, su humor suele saltar de muy bueno a cansador todo el tiempo, por lo que si hay una comedia este año que pueda engañarnos con su avance, seguro será ésta, después de todo, ese genial elenco debió ver algo acá.

Protagonizada por el mismo MacFarlane, Charlize Theron, Neil Patrick Harris, Amanda Seyfried, Giovanni Ribisi, Sarah Silverman y Liam Neeson, podremos esperar la película a partir de Junio.